Estos hermanos pitbulls sin hogar necesitaban ayuda urgente, pero no sería fácil convencerlos

El grupo de rescate canino Hope For Paws recibió una llamada en donde se reportaba a unos hermanos pitbulls sin hogar que vagaban por las calles. Ambos perros eran inseparables, y caminaban juntos a todas partes. Desde el principio, los perritos se mostraron apáticos con los rescatistas, los cuales tuvieron que ganarse su confianza con comida.

Las hamburguesas de queso son irresistibles para los perritos, y estos no fueron la excepción. Los hermanos comenzaron a seguir el rastro de hamburguesas hasta un estacionamiento. Allí, los rescatistas le pidieron al dueño que cerrara el portón para que los pitbulls no pudieran escapar. Poco a poco, se acercaron a los perros, pero ellos seguían inseguros.

De un momento a otro, uno de los pitbull casi se escapa por debajo del portón, pero por fortuna, uno de los rescatistas consiguió atraparlo y asegurarlo con una correa. Finalmente, con los dos hermanos asegurados con las correas de la suerte, les ofrecieron comida. Ambos pitbull se sentían mucho más a gusto, y fue así que se dispusieron a llevarlos al veterinario.

Los hermanos pitbulls sin hogar pronto mostrarían su gran alegría

Al llegar al centro veterinario, los perritos continuaban un poco nerviosos. Fue entonces que los rescatistas decidieron darles un baño a los dos juntos. Y es que ambos perritos eran inseparables el uno del otro. Después de unos pocos días, los pitbulls ya estaban mucho mejor y estaban sumamente felices.

Ahora estaban listos para ir a un hogar de acogida mientras que pudieran ser adoptados por una familia amorosa. A los perritos decidieron bautizarlos como Goofy y Pluto, y ambos demostraron ser alegres y bastante juguetones. Gracias al equipo de Hope For Paws, Goofy y Pluto, así como otros cientos de perros más, tienen la oportunidad de rehacer sus vidas.

Los pitbulls a menudo son asociados con un carácter agresivo y son señalados como mascotas peligrosas, pero esto no es así. Al igual que los demás perros, esta raza es noble, y solo se vuelven agresivos a causa del maltrato que sufren por sus dueños. Estos hermanos pitbulls eran jóvenes y sin duda, resultarían excelentes amigos en cualquier hogar.

Ahora, tendrán la oportunidad de encontrar su propio hogar y vivir felices junto a su nueva familia. Si quieres conocer la historia de estos hermanos y ver cómo el equipo de Hope For Paws actuó para rescatarlos, mira el siguiente video. Además, de este modo también podrás ayudar a muchos perritos, ya que el video está destinado para recaudar fondos.